servicio de doula

presencial y online

El término doula proviene del griego y significa mujer que sirve a otra mujer. Una doula es una persona capacitada para ofrecerte información, acompañarte a preparar tu propio camino y brindarte apoyo físico y emocional antes, durante y después del parto y nacimiento de tu bebé.

Con mis años de experiencia trabajando como doula en casa, en centro de parto y en hospital, he sido testigo de la diferencia que puede hacer el acompañamiento emocional continuo y respetuoso en la vida de una mujer y de una familia. Además, diversos estudios han demostrado los beneficios de contar con el acompañamiento de una doula, tales como:


- Menor necesidad de intervenciones médicas

- Mayor probabilidad de tener un parto vaginal

- Menor necesidad de analgesia epidural

- Mayor satisfacción global con la experiencia de parto

- Mayor probabilidad de iniciar y continuar la lactancia

Mi nombre es Natalia de Biegler, doula certificada a nivel internacional, psicóloga y educadora perinatal, apasionada de todo lo relacionado con la gestación, parto y puerperio. Me encantaría conocerte y acompañarte a encontrar tu propio camino de la maternidad, sin juicios, con respeto, a tu manera.

gestación

disponibilidad e información

Mi papel en el embarazo consiste en escucharte sin juicios, ofrecerte información, conversar sobre las opciones disponibles y las recomendaciones internacionales en torno al parto, explorar tus miedos y emociones, respetar tus decisiones y acompañar tu proceso, favoreciendo una experiencia satisfactoria y transformadora para ti y tu familia.

Estoy a tu lado mientras te preparas para el nacimiento de tu bebé, compartiendo recursos, tips útiles y sabiduría en torno a la maternidad.

Antes del parto, nos reuniremos varias veces para conversar sobre tus planes, evaluar distintos escenarios y encontrar las opciones que se adapten a tus necesidades.


Si decides que trabajemos juntas, estaré disponible 24/7 a partir de la semana 36 de gestación para resolver cualquier duda.

parto

apoyo físico y emocional

En el parto, llego a tu encuentro cuando me necesites (a casa, centro de parto u hospital) y permanezco ahí, ofreciéndote confort físico y emocional, a través de técnicas no médicas de alivio y confort que he aprendido a lo largo de los años. Estas incluyen acupresión, movimiento y posiciones, respiración, masaje, rebozo, aromaterapia, entre otras. También me aseguro de que comas y te hidrates y ofrezco apoyo a tu pareja o acompañante, para que pueda ser una compañía reconfortante y activa en todo el proceso.

Confío en ti, leo tus señales y reconozco lo que puedes necesitar en cada momento para sentirte cómoda y segura.

Luego del nacimiento de tu bebé, permanezco contigo hasta que estén juntos para resolver dudas y asegurar que estés acompañada en esas primeras horas.

puerperio

presencia y continuidad

Las visitas o consultas durante las primeras semanas (o meses) tras el parto son esenciales para navegar tu experiencia con tranquilidad y sostén. El nacimiento de un bebé puede ser una experiencia transformadora y a veces también abrumadora, por lo que el acompañamiento en este período sirve dar seguimiento a tus emociones, prevenir dificultades en lactancia y procesar tu experiencia de parto.


Estas sesiones permiten abrir tu nuevo camino en la maternidad con fortaleza, seguridad y confianza.  

 

¿qué no puedo hacer por ti?

Mi trabajo es complementario y de ninguna manera sustituye las funciones de la partera, médico o personal de enfermería; una doula no realiza ningún tipo de intervención médica o farmacológica. Durante el parto, mi papel es estrictamente ofrecer apoyo físico y emocional, sin interferir con el trabajo del personal de salud.


Como doula, no realizo procedimientos médicos como tactos, toma de presión sanguínea, auscultación del ritmo cardíaco fetal, inyecciones, etc. No contradigo ni interfiero con las indicaciones de tu médico o partera ni tomo decisiones en torno a tu parto; todas las decisiones son tuyas y/o de tu pareja. La idea del acompañamiento, es que te sientas segura al momento de tener esas conversaciones con los profesionales de tu elección.

Es importante mencionar que tampoco sustituyo ni interfiero con la presencia de tu pareja antes, durante, ni después del parto; por el contrario, trabajamos como un equipo para ofrecerte la mayor comodidad posible.

 

dicen por ahí...

palabras amorosas de mis clientes

 

No imagino mi embarazo, mi parto, mi posparto ni mi maternidad sin el apoyo y guía de Natalia. Se las recomiendo, es una gran mujer que además de saber muchísimo, transmite paz y seguridad, algo que todas las mamás necesitamos.

Marcela C.

n a c e r

Subscribe Form

Tel. (502) 4012 0463

Ciudad de Guatemala, 01010

  • Facebook
  • Instagram

©2020 NACER | Ser Mamá en Guate- todos los derechos reservados