• Natalia de Biegler

Embarazo y autocuidado en tiempos de pandemia

Updated: Apr 19



Para todas las personas alrededor del mundo, esta es una época de dudas, incertidumbre y ansiedad; en poco tiempo, nuestras vidas han dado un giro inesperado y aún así, los embarazos siguen, los bebés continúan naciendo y las mujeres y parejas continúan haciendo su importante transición hacia la ma/paternidad. Y entre todo el caos, cada nacimiento sigue siendo un evento sagrado e irrepetible.

Para muchas familias, la pandemia ha significado cambios importantes en sus planes, incluyendo el lugar de nacimiento de sus bebés, el acompañamiento en el parto y el apoyo emocional y práctico en casa durante el posparto. En general, en estos momentos es difícil hacer planes a mediano o largo plazo cuando todo el tiempo estamos a la espera de alguna novedad.

Recuerda que tu embarazo y el nacimiento de tu bebé siguen siendo eventos únicos y que, en este contexto, es aún más importante que te sientas acompañada y atendida para proteger tu salud no sólo física, sino también emocional, ya que esta tiene un impacto directo sobre las hormonas del embarazo y la lactancia. En este momento de tu vida, el autocuidado va mucho más allá de los tratamientos de pelo, los pedicures y los baños de tina; se trata más bien de cuidar tu espacio, proteger tu energía y dejarte cuidar.


Algunas medidas y recomendaciones:

  • Posiblemente ahora atraviesas un proceso de duelo por los cambios de planes y el choque de la realidad con tus expectativas. Quizás esperabas el apoyo cercano de tu tribu, pero ahora debes ajustarte al distanciamiento social. Es válido sentirte triste, es válido estar enojada y es válido extrañar. Los seres humanos no estamos hechos para criar en soledad y esta es una situación atípica; date permiso de sentir y expresarte para evitar complicaciones más adelante. Tus emociones son válidas.

  • Evalúa distintos escenarios para tu parto, en lugar de fijarte en uno solo. Quizás te preocupa la sobrecarga de pacientes o un posible contagio en el hospital y has considerado la posibilidad de parir en casa, con una partera profesional. Si tienes la inquietud, infórmate y conoce tus opciones.

  • De antemano, consulta sobre los cambios y actualizaciones en los protocolos de tu lugar de parto. Muchos hospitales están modificando sus procedimientos de atención y es importante que estés enterada y preparada para cualquier escenario antes del nacimiento de tu bebé. ¿Están atendiendo pacientes con COVID-19? ¿Quién puede estar contigo en el parto o en caso de cesárea? ¿Qué pasa después del nacimiento de tu bebé? ¿Tu doula puede acompañarte?

  • Considera tomar un curso de preparación al parto (online) con tu pareja o acompañante para adquirir herramientas e información, para tomar decisiones conscientes en este contexto.

  • Considera contactar una doula para apoyarte a ti y a tu pareja; está comprobado que el acompañamiento virtual durante el embarazo, el parto y el posparto es de gran ayuda, sobre todo en este momento.

  • El estrés pasa factura al sistema inmunitario y puede hacernos más susceptibles a las enfermedades. Hacer ejercicio suave con clases en línea (yoga, por ejemplo), puede influir de manera positiva sobre las emociones.

  • Aprovecha la tecnología para hacer llamadas en grupo con personas que te hagan sentir bien, para reír y pasar un buen rato en compañía. Intenta evitar los grupos y personas que te carguen o te preocupen más de la cuenta. Durante el embarazo y el puerperio, nuestras defensas emocionales son mucho más permeables, haciéndonos más vulnerables a la energía (positiva y negativa) de los demás.

  • Toma una clase virtual de preparación para la lactancia o contacta una consultora profesional antes del nacimiento de tu bebé para informarte; recuerda que la leche humana contiene poderosos nutrientes y anticuerpos para fortalecer el sistema inmunitario de tu bebé. Encuentra cursos virtuales aquí y aquí.

  • Cuida tu alimentación e hidratación. Esto es algo sencillo, pero que tendemos a olvidar. Si no puedes o no quieres cocinar o ir al supermercado, contrata un servicio de entrega en línea o quizás alguna amiga o familiar pueda ayudarte a hacer las compras y/o a cocinar (siempre hay personas dispuestas a ayudar, tomando las medidas adecuadas de higiene); de esta manera, evitas pedir comida rápida con demasiada frecuencia y te aseguras de nutrirte bien. Rocking the Kitchen tiene recetas saludables, delis y fáciles.

  • Cuida lo que consumes en los medios de comunicación y limita el tiempo que pasas en redes sociales. Existen fuentes confiables con las que puedes mantenerte al tanto, de manera puntual y sin bombardeo de noticias alarmantes, como la página oficial del gobierno de tu país. Recuerda que tu tranquilidad es valiosa.

  • Intenta descansar, dormir temprano y/o hacer siestas durante el día. Si padeces insomnio, es importante encontrar la causa y trabajar en ella; muchas veces, tiene una raíz emocional.

  • Busca un espacio seguro para conversar, procesar y dar sentido a tus sentimientos, tanto como puedas; trabaja en ellos para no experimentar una respuesta tardía de estrés, más intensa y con emociones acumuladas. Es recomendable acudir a personas que te transmitan tranquilidad y no más preocupación; de ser necesario, busca apoyo profesional especializado en embarazo y posparto.

  • Si tienes pareja o vives con otras personas, es momento de compartir las tareas domésticas. No puedes hacerte cargo de todo, todo el tiempo. Vivir en familia es trabajar en equipo y hacer las cosas por el bien común, aunque no se hagan al pie de la letra ni todos los días. La colaboración en casa es una micro-representación de lo que estamos haciendo ahora por todas las personas de nuestro país y del mundo: cuidarnos unos a otros.


Espero que estas recomendaciones sean útiles y que puedas encontrar el apoyo que buscas en este momento. En esta nueva normalidad, los bebés continuarán naciendo y las madres y padres seguiremos cubriendo todas sus necesidades. Ahora, tendremos que ser creativos y trabajar un poco más allá, asegurándonos de que nuestras propias necesidades también estén cubiertas, por la salud de nuestras familias y de nuestra comunidad en este momento de la historia. No estamos encerrados, estamos a salvo.


#embarazo #parto #posparto #doula #covid19

137 views
 

n a c e r

Subscribe Form

Tel. (502) 4012 0463

Ciudad de Guatemala, 01010

  • Facebook
  • Instagram

©2020 NACER | Ser Mamá en Guate- todos los derechos reservados